Usted está aquí

Prensa

  • El Espectador - Colombia; Beatriz Dávila Reyes - Junio 12 de 2005 «... Un hombre y una mujer, frente a frente. El fin del idilio. La fuerza del amor se vuelca en su contra, se hieren, se separan. Comienza entonces ese “tiempo de silencio”, en el que se vive el dolor de la decepción amorosa. »
  • Centro Virtual Cervantes, El Rinconete; Ignacio Ramírez - septiembre 23 de 2005 «... El tiempo y el silencio, solos o aparejados, son ya todo el misterio de la vida. Y el tiempo de un silencio que sólo se interrumpe por un grito penetrante, que se nutre de selvas y jardines móviles, que crea fronteras donde existió el amor, que se ahoga en la noche con el agua del sueño, sentado o enardecido en una silla, el cuerpo abatido o frenético en el diminuto escenario de una mesa, la compañera música para el intríngulis del tiempo, la luz entre la penumbra, silencio y tiempo solos. Es otro Tino desde el mismo Tino. Otra explosión de danza en otra danza. Aplausos. . »
  • Revista ESKPE - Colombia; Junio 9 de 2005 «... Las obras de L'Explose tienen un color característico, siempre son confesiones del alma y este estreno no es la excepción. ... identificación con el espectador es la visión que invade el escenario. ... para ver con el corazón y dejar que sea éste el que mueva el cerebro para cualquier raciocinio posterior. »
  • El Espacio, Colombia; Ricardo Rondón - Marzo 10 de 2006 «... ¿Puesta en escena o ritual? Se puede observar desde los dos ángulos. El espectador juzgará al final. Lo único cierto es que sus imágenes desgarradas y su lectura sensual, profunda y erótica, pervivirán en la memoria. ... Tino Fernández hizo realidad este proyecto a partir de la magnífica revelación que le produjo el libro Torero, del afamado fotógrafo bumangués, Ruvén Afanador. De ahí la agresiva coreografía, pero también la sublime y al mismo tiempo soberbia plasticidad que contiene la obra, que incluye ocho bailarines en escena, donde los cuerpos al desnudo, más que narrar una historia, exploran en el territorio del inconsciente. »
  • El Tiempo, Colombia; Catalina Jiménez Correa - Marzo 16 de 2006 «... La obra parte de la muerte para hacer reflexionar sobre la vida. “Tomé como punto de partida la idea de hacer una lectura en negativo de lo que muestra el libro. Quise mostrar los cuerpos lacerados, las heridas que glorifican el cuerpo por la cercanía con la muerte”, dice Fernández, nacido en España y residente en Colombia hace 10 años. ... La puesta en escena no ofrece una trama con clásico principio, desarrollo y final. Son metáforas del dolor a través de bailes agresivos, de golpes contra el piso, de erotismo salvaje entre los personajes. ... Los aspectos taurinos aparecen de una manera simbólica por medio de la música y de algunos elementos concretos, como un traje de luces que se muestra casi al final. »
  • Revista Dinners, Colombia; Óscar Castaño LLorente, Foto Carlos Duque - Marzo de 2006 « De las 650 funciones del Festival Internacional de Teatro de Bogotá, Frenesí será la màs polémica. La vindicación de la muerte, la exploración del universo masculino, la tauromaquia y la mujer como cómplice, todo en un mismo escenario. ... Frenesí finaliza homenajeando la expiración. Se sirve de la figura del matador y de su soledad consecuente, porque aunque el público lo ignore, algo se desvanece en él cuando cae el toro. La obra llega a este final tras una serie de escenas que hiladas unas con otras en el baile y la música, despiertan en el espectador la sensación de haber descubierto un no sé qué en no sé dónde, vital y latente, y que “es la vindicación de ese estado definitivo y último de los seres humanos”, como afirma el director, quien planeó un desenlace simbólico.»
  • El Tiempo, Colombia; Diego León Giraldo - Abril 3 de 2006 «... En Frenesí, así como en la mayoría de sus recientes obras, el colectivo saca sin pudor los miedos, los prejuicios y las angustias que todos tenemos para ponerlas frente al espejo. La limpieza de la escena, los colores y el homenaje a los cuerpos desnudos ­sin importar sus medidas sino como milagro de la naturaleza­ son elementos característicos para atraer a un público de fanáticos constantes de todo lo que hace L'Explose.»
  • Revista ESKPE, Colombia; Catalina Jiménez Correa - Marzo 17 de 2006 «... Los códigos son abiertos para que cada espectador realice su propia lectura –agrega Tino Fernández–. Es una invitación a reflexionar. Hay un cuerpo glorificado, pero en función de la muerte. Pretendemos mostrar hasta dónde llega el dolor y el placer, la seducción por la muerte. Por eso el nombre de la obra: 'Frenesí'. Es la fiesta brava sin la fiesta, sin las luces.»
  • Revista CAMBIO, Colombia - Junio 26 de 2006 « Sin lugar a dudas, L´Explose es la más importante compañía nacional dedicada a la danza contemporánea. Nacida hace 15 años en París por iniciativa del coreógrafo español Tino Fernández, sus premiados espectáculos se basan en escenas cotidianas, imágenes y música clásica y popular. Este año, L´Explose participará de nuevo de la Bienal de la Danza en Lyon, Francia, con su más reciente montaje, Frenesí.»
  • Revista CROMOS, Colombia - Junio 25 de 2006 «... Después de explorar durante años el universo femenino en obras como Sé que volverás o ¿Por quién lloran mis amores?, que comenzaron a darle un nombre dentro de los coreógrafos colombianos, Fernández decidió que quería hablar del erotismo masculino.»

Páginas